Excursion a Cascada los Alerces

Excursion a Cascada los Alerces

Información general:
Cascada los Alreces - La fuerza del agua

Para efectuar esta excursión se sale de la ciudad para empalmar con la ruta nacional 40 ( Ex 258 ) que conduce a El Bolsón y a las localidades andinas chubutenses. Apenas se toma ese camino se atraviesa la Pampa de Huenuleo y una serie de barrios hasta llegar al lago Gutiérrez. Una vez que se llega a ese espejo de agua se obtiene una excelente vista de las laderas sur del cerro Catedral, donde funciona el mayor centro invernal de Sudamérica. Unos kilómetros más adelante, antes de llegar al lago Mascardi, se cruza la línea divisoria de aguas. Sucede que las aguas del lago Gutiérrez van hacia el océano Atlántico, mientras que las del Mascardi lo hacen hacia el Pacífico, del otro lado de la Cordillera de los Andes. Tras superar el lago y la Villa Mascardi hay que dejar la ruta 40 y tomar la ruta provincial 254, un sinuoso y angosto camino de tierra. Unos tres kilómetros después está el control del Parque Nacional Nahuel Huapi. En ese lugar hay que abonar una tasa de ingreso al parque o adquirir el nuevo “pase verde” implementado por Parques Nacionales. Unos siete kilómetros adelante se llega al cruce entre los caminos que conducen al cerro Tronador y a la Cascada de los Alerces. En ese lugar se encuentra el Autocámping Los Rápidos, usualmente utilizado como parada para comer o cargar provisiones, y en donde también se pueden alquilar caballos y kayaks. Las aguas heladas de Los Rápidos son especialmente valoradas por centenares de pescadores que llegan a esta zona durante los meses en que está habilitada la práctica de ese deporte. Camino a la Cascada Los Alerces se bordea el río Manso durante unos 15 kilómetros para cruzar el puente sobre el lago Hess, y 3 kilómetros más adelante se arribar al objetivo. En el lugar, encontramos la Hostería Los Alerces y, cerca, el Autocámping Lago Roca. Para disfrutar del torbellino verde esmeralda y blanco de la cascada, existen senderos y miradores que permiten observar en detalle las dos gargantas que llevan el agua hacia una gran olla central.